TESTIMONIOS

PRIMEROS TESTIMONIOS DE INVASIÓN 2017

→ A María, el año pasado le detectaron un cáncer maligno en su estómago. De ser una persona que no sufría ni siquiera de un resfrío, los médicos le dijeron que tenía solo meses de vida antes de que el cáncer consuma todos sus órganos. Su esposo activó su fe y decidió hacer un pacto con Dios. Cuatro meses estuvo en total fidelidad, sosteniéndose el y su familia bajo ese pacto.
Cuando su esposo lo terminó, sabía que algo de Dios tenía que desatarse.
Esa misma semana volvieron a acudir a los médicos para confirmar los estudios. Todas las nuevas ecografías evidenciaron que NO HAY MÁS CÁNCER.
#Invasion2017

Comments